Si sabes…

¿Cuántas veces hemos pensado en cambiar cosas y no lo hemos hecho? ¿Qué es lo que nos frena a dar un paso hacia el cambio? ¿Cuáles son los límites que nos imponemos y porqué lo hacemos?

Estamos todos llenos de dudas, de cambios imaginados que no hacemos por temor, por pereza, por economía, por cobardía, por el qué dirán, por el “no podré” y así, nos pasan los años y seguimos en el mismo andén sin avanzar, ni probar, ni crecer, pero eso no es lo peor, o al menos eso creo, lo peor es que a cada día que pasa perdemos la oportunidad de cambiar, cada vez nos acomodamos más en la rutina, por gris que sea, y dejamos que la vida nos pase sin darle el significado que realmente merece.

Por eso, y porque me he encontrado esta frase en el libro que estoy leyendo, he querido compartir con vosotros esta preciosa poesía de la Madre Teresa de Calcuta. Leedla, sentidla y pensad en los cambios que os quedan por hacer, los pasos por andar, las cosas nuevas por vivir… Porque… Si sabes que has de hacer algo y no lo haces, entonces estás peor que antes!


La vida es una oportunidad, aprovéchala;
la vida es belleza, admírala;
la vida es beatitud, saboréala,
la vida es un sueño, hazlo realidad.

La vida es un reto, afróntalo;
la vida es un juego, juégalo,
la vida es preciosa, cuídala;
la vida es riqueza, consérvala;
la vida es un misterio, descúbrelo.

La vida es una promesa, cúmplela;
la vida es amor, gózalo;
la vida es tristeza, supérala;
la vida es un himno, cántalo;
la vida es una tragedia, domínala.

La vida es aventura, vívela;
la vida es felicidad, merécela;
la vida es vida, defiéndela

Madre Teresa de Calcuta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.